martes, 25 de marzo de 2014

¿Cuál fue el primer humano? ¡Ninguno!

Imagina que te decides a sacar fotos de una rana desde que nace del huevo hasta que llega al estado adulto. Una foto por hora, pongamos por caso. Tienes un montón de fotos, desde la última, colocada arriba del todo, con una hermosa rana adulta, hasta la primera, de un diminuto renacuajo. Poco parecido hay entre lo que vemos en ambas imágenes, eso es evidente. Pero ¿crees que hay en el montón una foto que muestre una evidente rana adulta mientras que la inmediatamente inferior muestra un renacuajo? No, ¿verdad? Lo mismo sucede (y esto lo comentan en el vídeo de abajo) con las personas: no hay un momento exacto de transición entre la infancia y la etapa adulta. Muchos fenómenos biológicos son graduales.
Como la evolución (incluso aceptando la teoría del equilibrio puntuado de S. J. Gould). En este vídeo, la gente de It's Okay To Be Smart responde a la pregunta ¿Hubo un primer ser humano? con un rotundo ¡No! utilizando el ejemplo de las fotos, en este caso de padre en padre. (Sí, hubiera salido igual con madres...)
Está en inglés pero lo vais a entender perfectamente, seguro.



Una última cosa: esta excelente visualización de nuestra historia previa puede dar a entender que la evolución es un proceso lineal que conduce a la aparición de nuestra especie, lo que está bastante extendido por el imaginario colectivo. Sobre eso ya hablé en este blog, con el título El ser humano, cumbre de la evolución. Os recomiendo que le echéis un vistazo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada