jueves, 23 de abril de 2015

El himno de la #homeopatía, como lo oyes (si no te mueres de la risa antes)

¿Os acordáis de aquella entrada que titulé homeopatía cursi?


Pues bien, acabo de encontrar algo que me atrevo a decir que alcanza un nivel de cursilería incluso superior. Y lo más curioso es que lo he encontrado gracias al tweet de un creyente en esta delirante pseudomedicina.
Se trata, ni más ni menos, que del Himno de la Homeopatía, obra de Doña Luz Marina López Martínez. Y, como la magna obra que es, tiene dedicatoria y todo:

"Al maestro CRISTIAN SAMUEL FEDERICO HAHNEMANN, fuente de inspiración.
A la memoria de los grandes seguidores de la Doctrina, que pasaron por la barca de Caronte.
A los docentes que en forma altruista y sin igual, continúan con la siembra de la semilla.
A los estudiantes del arte y ciencia.
A los pacientes, pues sin ellos, sería inútil cualquier esfuerzo.
A mis padres, mi esposo y a mis hijos, testigos fieles de la gran verdad.
Al Maestro José Arroyo, quien si su ayuda y apoyo no hubiese sido posible la inauguración orquestada de este trabajo musical".

Con ínfulas de marcha militar, tachán tachán:



La letra, por si en algún momento las carcajadas os impedían la audición:

Similia Similia Similibius Curentur (bis)

Las creencias, Dios me ha oído y por el rey
Fueron la inspiración para su nombre
El cielo, la ciencia y la virtud
Unidos todos en un solo hombre

Hahnemann, Hahnemann, su espíritu libre está
Hahnemann, Hahnemann, legando la gran verdad

Todo nace con la experimentación
En él mismo con la Quina oficinalis
Y analiza resultados sin igual
Consignándolos en las patogenesias
Hahnemann, Hahnemann, su espíritu libre está

Tyler Kent fue su discípulo mayor
Creando su grandioso Repertorio
Y con Hering dando pie a la gran verdad
Organiza en forma tal la Ley del Orden
Hahnemann, Hahnemann, legando la gran verdad

Alemania fue ese centro universal
Donde el arte y la ciencia se conjugan
Y la Ley de la Individualidad
Es la base primordial de la doctrina
Hahnemann, Hahnemann, su espíritu libre está
Hahnemann, Hahnemann, legando la gran verdad.

Es el Organon compendio sin igual
Revela un pensamiento vitalista
Y la Dosis Infinitesimal
Pilares de la Homeopatía
Hahnemann, Hahnemann, su espíritu libre está

La semilla se ha sembrado por doquier
Llevando la salud a todas partes
Impartiendo la enseñanza y la verdad
Al alcance de muchas generaciones
Hahnemann, Hahnemann, legando la gran verdad

Si antes he puesto que me recordaba a una marcha militar, ahora lo veo más como un himno religioso, como si Hahnemann fuera Dios... pero seguro que solo son apreciaciones mías.
De cualquier manera, aquí está el himno perfectamente explicado. Para que no quede ninguna duda de las intenciones de Doña Luz Marina.

2 comentarios:

  1. He leido este himno, y solo me queda esto para decir:
    Llevo mucho tiempo queriendo decir esto:
    PUTA MIERDA.

    ResponderEliminar