lunes, 19 de julio de 2010

Cálculo

abaco

El cálculo, bien lo sabéis, es una rama de las matemáticas y, por consiguiente, deduzco que para muchos de vostros no es algo muy agradable. Sin embargo quizá os resulte curioso conocer el origen de esta palabra. Viene del latín calculum, que significa piedrecita. Con piedrecitas se fabricaban los ábacos romanos, ingeniosas calculadoras que aún ha usado gente pocos años mayor que quien esto escribe.
Y si ahora os comento otra acepción para cálculo (que ya conocíais pero quizá no caíais en ello) entenderéis la coincidencia: a veces el organismo forma piedrecitas en el riñón (cálculos renales), en la vesícula bilar (cálculos biliares) y más raramente en las amígdalas (cálculos amigdalinos). Dicho queda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada